Estás en: Inicio / Programas / Mananas de Oro / La vitamina C puede detener la progresión de la leucemia, y mucho más

programas

La vitamina C puede detener la progresión de la leucemia, y mucho más

2017-08-18 11:16:40

La vitamina C puede detener la progresión de la leucemia, y mucho más

La vitamina C puede detener la progresión de la leucemia: Desde la década de 1970, los investigadores se han interesado por el potencial terapéutico de la vitamina C para el tratamiento del cáncer. Ahora, una investigación desarrollada por científicos del Perlmutter Cancer Center de la Universidad de Nueva York (EE. UU.) muestra cómo la vitamina C puede impedir que las células madre de la leucemia se multipliquen, y así bloquear su avance.
 
Ya se conoce que una enzima denominada Tet metilcitosina dioxigenasa 2 (TET2) tiene la capacidad de producir células madre, células indiferenciadas que aún no han ganado una identidad y una función específicas, circunstancia que puede ser aprovechada para los pacientes con leucemia, puesto que en vez de madurar y morir como cualquier otra célula, se regeneran y se multiplican infinitamente, de ahí que el organismo sea incapaz de producir glóbulos blancos normales, que nuestro sistema inmunológico necesita para combatir la infección. Según los expertos, el 50% de los pacientes que tienen leucemia mielomonocítica crónica también cuenta con un mal funcionamiento genético que reduce TET2, de ahí que se centraran en averiguar cómo esta enzima podía ser genéticamente estimulada y si la vitamina C jugaría un papel importante o no.

¿Usar pantalones estrechos está realmente relacionado con dolores de espalda?: Según la investigación del consumidor recogida por la Asociación Británica de la Quiropráctica, el 73 por ciento de mujeres ha sufrido del dolor de espalda debido a usar ciertos artículos de ropa, y el culpable número uno son los pantalones vaqueros ajustados. Eso es porque son demasiado ajustados o rígidos y limitan la amplitud de movimiento de una persona. No ser capaz de moverse libremente añade más presión y tensión a la espalda, cuello y hombros, aumentando potencialmente el riesgo de desarrollar lesiones y sentir dolor.

“Aunque ciertamente no estamos diciendo que deje de usar su ropa favorita, como pasa con la mayoría de las cosas en la vida, la moderación es lo mejor y hay maneras fáciles de reducir el impacto de su ropa en su postura y la salud en general”, dijo el quiropráctico de Tim Hutchful en un comunicado. Y agrega: “Mientras que los bolsos cargados y pesados ​​son un culpable común, algunos artículos más inesperados como los pantalones vaqueros ajustados pueden también causar estragos: restringen el movimiento libre en áreas tales como las caderas y las rodillas, afectando la manera que sostenemos nuestros cuerpos“.

Según el estudio, otros artículos de ropa que afectan el dolor de espalda incluyen bolsas de gran tamaño, especialmente las que se llevan en un lado del cuerpo, abrigos con capuchas grandes, tacones altos y zapatos sin respaldo.

Déjanos tus comentarios

Escúchanos en vivo